SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.43 número1A relação entre abuso sexual e transtornos alimentares: uma revisãoValidación y Test de la Equivalencia de la Estructura Factorial de la Escala de Estrategias de Aplicación de lo Aprendido índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Interamerican Journal of Psychology

versão impressa ISSN 0034-9690

Interam. j. psychol. v.43 n.1 Porto Alegre abr. 2009

 

 

Versión reducida de la escala triangular del amor: características del sentimiento en Brasil

 

Reduced version of triangular love scale: feeling's characteristics in Brazil

 

 

Vicente Cassepp-BorgesI,1,2; Maycoln Leôni Martins TeodoroII

IUniversidade de Brasília, DF, Brasil
IIUniversidade do Vale do Rio dos Sinos, São Leopoldo, Brasil

 

 


RESUMEN

La Teoría Triangular del Amor de Sternberg divide el sentimiento en los componentes de la Intimidad, de la Pasión, y del Decisión/Compromiso. Este estudio tuvo el objetivo de analiza las características del amor en una muestra de estudiantes de licenciatura del Sur de Brasil. Se utilizó la versión reducida de la Escala Triangular del Amor, que obtuvo los valores adecuados de consistencia interna y estructura factorial. Los resultados indicaron semejanzas entre los géneros en las cuentas de las tres dimensiones. Por la comparación transversal de los datos, se observó que los niveles del amor tienen la tendencia para aumentar hasta el casamiento. Las tres dimensiones del amor contribuyen con sus particularidades en un modelo explicativo de la satisfacción en la relación. Así, la Intimidad, la Pasión y el Decisión/Compromiso se pueden considerar independientes, aunque se pueden poner en correlación. Se sugiere la investigación de los aspectos longitudinales del amor.

Palabras clave: Amor; Intimidad; Pasión; Satisfacción en las relaciones; Regresión lineal.


ABSTRACT

The Sternberg's Triangular Theory of Love divides the feeling in the components of Intimacy, Passion, and Decision/Commitment. This study had the objective of analyze the characteristics of love in a sample of undergraduate students of the South of Brazil. It utilized itself the reduced version of the Triangular Love Scale, which obtained adequate values of internal consistency and factorial structure. The results indicated resemblances between the genders in the scores of the three dimensions. Through the transversal comparison of the data, observed that the levels of love have the tendency to increase until the marriage. The three dimensions of the love contribute with his particularities in an explanatory model of the satisfaction in the relationship. Then, the Intimacy, the Passion and the Decision/Commitment can be considered independent, although correlated. It suggests itself the inquiry of the longitudinal aspects of the love.

Keywords: Love; Intimacy; Passion; Relationship satisfaction; Linear regression.


 

 

El amor es una de las emociones más complejas e importantes para las personas. El está vinculado con grandes alegrías y decepciones sentidas a lo largo de la vida (Sánchez Aragón, 2007). A pesar de eso, el amor históricamente viene siendo objeto de estudio de poetas, filósofos, artistas, etc., habiendo despertado poco interés de la ciencia (Aron & Westbay, 1996; Engel, Olson, & Patrick, 2002; Reis, 1992; Yela, 1997). Esto colocó la literatura sobre el amor en descrédito, pues el área está repleta de publicaciones de poca calidad, muchas veces basadas en la experiencia personal de los autores y sin la utilización de métodos adecuados a este tipo de estudio (Amélio, 2001).

A partir de la década de 1970, sin embargo, diversas teorías científicas vienen siendo creadas sobre el asunto. Prácticamente todas las teorías recientes proponen la desintegración del amor en un determinado número de dimensiones. Para Rubin (1970), el sentimiento es formado por las dimensiones del amar y del gustar. Amar se refiere a la atracción física, predisposición para ayudar, desear compartir emociones y experiencias y al sentimiento de exclusividad y absorción. Gustar por su parte, está relacionado con las relaciones interpersonales e incluye sentimientos como el respeto, la confianza y la percepción de que la persona amada tiene objetivos semejantes a sus propios. A pesar de la semejanza entre ambas dimensiones, los estudios de Rubin (1970) son considerados los primeros a romper la noción de que el amor es indivisible.

Otra teoría de bastante relevancia es la de los colores del amor (Lee, 1977). Esta teoría hace la analogía del amor con un disco de colores, en lo cual existen tres colores primarios que dan origen a diversos colores secundarias. Los tres estilos "primarios" del amor fueron denominados el Eros, Storge y Ludos. El Eros es un estilo de amor en lo cual el individuo se preocupa con la imagen del compañero, siendo marcado por la fuerte atracción física. El Storge es basado en la amistad y en el compañerismo. El Ludos es el estilo de aquellos que recogen diversos compañeros, viviendo el amor como un juego. La unión del Eros con el Storge resulta en el Ágape, un estilo altruista de amar. La presencia de Eros y Ludos origina lo Manía, en lo cual el amante es obsesivo, posesivo y celoso con el objeto amado. El Pragma, formado por el Storge y por el Ludos, retrata los amantes que recogen uno(a) compañero(a) que sea adecuado más a sus patrones sociales que a sus sentimientos.

Sternberg (1986, 1988) presentó la teoría triangular del amor, construida a través de la descomposición de este sentimiento en tres elementos (vértices de un triángulo): la intimidad, la pasión, y la decisión/compromiso. La intimidad es caracterizada por el sentimiento de proximidad y conexión en la relación. La pasión es el componente responsable por la atracción física y sexual, por el romance y el antojo de estar juntos y por la excitación. Por fin, la decisión/compromiso se refiere a la certeza de amar y ser amado y las ganas de mantener la relación a largo plazo. Martson, Hecht, Manke, McDaniel, y Reeder (1998), a través del análisis factorial de un cuestionario abierto, sugirieron que la intimidad está compuesta por la apertura, sexo, afectividad, capacidad de apoyar y la compañía silenciosa. La experiencia de la pasión es compuesta por el roman-ticismo e intimidad sexual. Por fin, la experiencia del compromiso se trata de la capacidad de dar soporte, expresiones del amor, fidelidad, expresiones del compromiso y consideración y devoción. La composición de los vértices del triángulo origina diferentes formas de amar.

Con el objetivo de proporcionar soporte empírico a la Teoría Triangular del Amor, fue desarrollada una escala que comprendía los componentes teóricos intimidad, pasión y decisión/compromiso. La validación de constructo de la Escala Triangular del Amor de Sternberg (ETAS) fue hecha en los Estados Unidos con la participación de 84 adultos (Sternberg, 1997). Sin embargo, diversos otros estudios (Chojnacki & Walsh, 1990; Hendrick & Hendrick, 1989; Hernandez, 1999; Lemieux & Hale, 1999, 2000; Masuda, 2003; Yela, 1996, 1997) que utilizaron la ETAS, indicaron una superposición de factores.

Sternberg (1997) también estuvo interesado en diversas maneras de la aplicación de la escala. Fueran analizadas las diferencias de tipo (características o importancia), género (hombres, mujeres), relación (madre, padre, hermano(a), amante, amigo(a) y amante ideal), manifestación (sentimientos y comportamientos) y componente (Intimidad, Pasión y Compromiso). Los resultados no indicaron diferencias significativas de tipo y de género. Las medias del amor por un amante ideal fueron las mas altas, seguidas por las medias del amor por un amante real. Las medias mas bajas fueron las del amor por el padre y por el(la) hermano(a) con edad mas cercana. Las medias de puntaje de los sentimientos fueron más elevadas que las medias de los comportamientos. Por fin, las medias de la pasión fueron mas bajas que las de la intimidad y del compromiso. Todavía, todas las variables fueron significativas cuando en interacción con otra(s) de las variables investigadas.

La utilización de la ETAS en el contexto de la investigación permitió una mayor comprensión del fenómeno del amor. Masuda (2003) verificó que diversos estudios disponibles en la literatura buscaron correlacionar el amor (medido por diversas escalas) con la satisfacción en la relación. La satisfacción es fuertemente correlacionada con el amor erótico, correspondiente a la dimensión de la pasión de la ETAS. La dimensión del amor compañero, correspondiente a la dimensión de la intimidad de Sternberg (1986), también fue correlacionada con la satisfacción, todavía se mostró diferente de la dimensión Storge de la teoría de los colores del amor (Lee, 1977). Lemieux y Hale (2000) sugieren que los tres componentes del amor sean predictores de la satisfacción en las relaciones. En hombres, el modelo explicó un 73% de la varianza total, siendo que la dimensión de la decisión/compromiso fue el predictor más fuerte, seguido por la pasión y por la intimidad. Para las mujeres, cuyo modelo explicó un 87% de la varianza, la orden de fuerza de explicación de los factores se invirtió, quedándose en la orden intimidad, pasión y decisión/compromiso. Además de la fuerte relación de los componentes de la ETAS con el amor, estos datos sugieren una relativa independencia entre los factores.

Sternberg (1986) sugirió que los tres factores siguen cursos diferentes en la evolución de las relaciones. Sin embargo, para todos los componentes existe un patrón para relaciones satisfactorias y otro para relaciones que fallan. La intimidad es un componente que surge al largo de la relación, pero que puede tener una caída aún en relaciones satisfactorias. La pasión surge rápidamente, pero también tiene una caída rápida y puede inclusive convertirse en sentimientos opuestos, como el odio. La decisión/compromiso es una dimensión que tarda más tiempo en la relación para surgir, sin embargo tiende a mantenerse estable durante bastante tiempo.

Sternberg (1986), sin embargo, no presentó datos con muestras corroborando estas afirmaciones. Yela (1997), a través de datos transversales, sugirió que las dimensiones comienzan en bajos niveles en el inicio de las relaciones, ampliándose en el transcurrir de ellos.

Siguiendo un modelo de cuatro factores que divide la pasión en romántica y erótica (Yela, 1996), el autor verificó que la intimidad y la decisión/compromiso asumen niveles elevados en poco tiempo de relación. La pasión surge de manera más gradual, no alcanzando los mismos niveles que las otras dimensiones. Lemieux y Hale (2002), todavía, analizaron las dimensiones del amor en personas involucradas en enamoramiento eventual, enamoradas, novias y casadas. Lo niveles más elevados de intimidad y pasión fueran los de los(as) participantes novios(as), y los(as) niveles más elevados de compromiso estuvieron presentes en participantes casados(as). A pesar del avance de traer datos empíricos, los dos estudios reconocen limitaciones cuanto a la representatividad de la muestra y cuanto al modelo transversal.

El objetivo de general este estudio fue analizar el sentimiento de amor entre los universitarios, con énfasis en aquellos que estaban viviendo algún tipo de relación amorosa. El primer objetivo fue hacer una comparación de género con relación a las dimensiones del amor. El según objetivo fue colaborar para la comprensión de la influencia de las dimensiones del amor en la satisfacción en las relaciones. El tercer objetivo fue, además del género, investigar la influencia de las variables orien-tación sexual, tipo de habitación (junto o separado de la pareja) y tipo de relación en las dimensiones del amor. Reconociendo las limitaciones de diseños transversales, el cuarto objetivo fue investigar la variación de los niveles de amor de acuerdo con las fases de la relación.

 

Método

Participantes

Los participantes fueron 361 estudiantes universitarios de ambos sexos, siendo 131 hombres (un 36,3%) y 230 mujeres (un 63,7%). La edad media de los hombres fue de 25,25 años (SD = 6,08) y la de las mujeres fue de 24,75 años (SD = 6,01). La muestra proviene de tres universidades de la Grande Porto Alegre y del Vale do Rio dos Sinos (RS). Los estudiantes cursaban 23 cursos diferentes, de diversas áreas del conocimiento. Los participantes fueron 122 (un 33,7%) estudiantes del área de la salud (cursos de Psicología y Biomedicina), 122 (un 33,7%) del área económica (Administración de Empresas, Recursos Humanos, Comercio Exterior, Contabilidad, de entre otros), 80 (un 22,1%) del área de las ciencias exactas (Arquitectura y Urbanismo, diversas Informáticas y diversas Ingenierías) y 38 (un 10,5%) del área de las ciencias humanas y de la comunicación (Historia, Relaciones Públicas, Periodismo, Derecho, de entre otros).

A diferencia de la mayoría de los estudios anteriores, también participaron de la muestra personas que no poseen compañero(a). En este caso, la relación amorosa no estaba relacionada a un contacto físico, siendo caracterizada por una relación platónica, por uno(a) amigo, por los padres, entre otros. En cuanto a la opción sexual, cinco (un 1,4%) de los participantes se declararon homosexuales y cuatro (un 1,1%) bisexuales, siendo los restantes heterosexuales. Los participantes escogieron una persona que aman para responder a la investigación. El tipo de relación de cada participante fue categorizada. Analizándose sólo los casos en que era percibido una relación (enamoramiento, boda, noviazgo y unión estable, n = 238, un 65,9%), los hombres escogieron una persona en media 1,12 años más joven (SD = 3,48). Ya las mujeres, elegirán personas 2,72 años más viejas (SD = 4,41), siendo esta diferencia significativa (t = 6,685, gl = 233, p < .001) y ya encontrada en otros estudios (Buss, 1989).

Instrumentos

Fue utilizada una versión en portugués de ETAS. Esta versión fue obtenida a través del procedimiento de dupla traducción reversa (back translation) de la escala original y validación de contenido el cual consiste en que dos personas tradujeron el instrumento del inglés para el portugués y otras dos retradujeron la escala al inglés a ciegas (sin conocer el instrumento original en inglés). Para la validación de contenido, la escala fue analizada por tres jueces-evaluadores que puntuaron, en una escala Likert de cinco puntos, lo cuánto cada ítem poseía claridad de lenguaje, pertinencia práctica y relevancia teórica. El análisis de los datos fue hecha a través del cálculo del Coeficiente de Validez de Contenido (CVC), cuya fórmula considera el número de jueces y la media de las respuestas de ellos (Hernández-Nieto, 2002). Con miras a que la versión traducida de la ETAS no obtuvo un CVC satisfactorio con relación a la claridad de lenguaje para todos los ítems, por lo cual se procedió a una reformulación de las 20 frases problemáticas. Los ítems modificados fueron nuevamente sometidos para los mismos jueces, que rehicieron la evaluación. La versión final del cuestionario presentó concordancia en la traducción y índices de validez de contenido satisfactorios (CVC > .80) para aplicación en universitarios brasileños. La orden final de los ítems fue aleatorizada por computadora. Los procedimientos de traducción y adaptación son más detalladamente descritos por Cassepp-Borges, Balbinotti, y Teodoro (in press).

Inicialmente, fueron realizados análisis sobre la ETAS con sus 45 ítems. A pesar de haberse encontrado valores de Alpha superiores la .92 en todas las dimen-siones del amor, la estructura factorial (extracción por el método de los componentes principales y rotación Promax) mostró algunos ítems cargando en factores diferentes de los pretendidos. Por este motivo, este estudio es totalmente basado en una versión reducida de la ETAS con los 18 ítems más adecuados a sus respectivos factores. Aunque diferentemente de la escala original, la ETAS reducida posee mayor precisión para medir cada una de las tres dimensiones del amor. El resultado de la prueba de esfericidad de Bartlett fue significativo (χ2 aprox. = 4542,250; gl = 153; p < .001) y el valor de la prueba Kaiser-Meyer-Olkin indicó adecuación de la muestra (.936). Los valores de los Alpha de Cronbach permanecieron elevados, aún con la reducción del número de ítems de cada subescala para sólo seis (αintimidad = 0,900; αpasión = 0,904; αcompromiso = 0,913; αamor = 0,941). Todos los análisis relativos a las propiedades psicométricas de la ETAS podrán ser observadas en Cassepp-Borges y Teodoro (2007).

Fue incluido un cuestionario socio-demográfico con ítems cuantitativos y cualitativos con respecto a la descripción de la persona amada y del tipo de relación vivida. Este cuestionario fue formulado, con base en los estudios anteriores sobre el amor (Chojnacki & Walsh, 1990; Hendrick & Hendrick, 1989; Reis, 1992, 1995; Serrano Martinez & Carreño Fernandez, 1993; Sternberg, 1986, 1988, 1997; Sternberg & Grajek, 1984; Yela, 1996) y contenía preguntas con relación al sexo, edad, estado civil, edad y sexo del compañero(a). El grado de satisfacción con la relación fue evaluado de acuerdo con cuestión directa (marque, en la escala que varía de uno la nueve, lo cuánto usted está, de modo general, satisfecho(a) con su relación con la persona citada), y el cuestionario aún contenía cuestiones abiertas sobre esta relación (describa como es la rela-ción con la persona pela cual usted responderá al cues-tionario (casado(a), amante, amor platónico, relaciones eventuales, amigo(a), etc.).

Procedimientos

La aplicación fue hecha de manera colectiva. Además de los instrumentos, los participantes llenaron dos formas de un término de consentimiento libre e informado, de acuerdo con la legislación brasileña vigente (Conselho Nacional de Saúde [CNS], 1996). Aquellos participantes que llenaron el consentimiento con su dirección de correo electrónico, recibieron una devolución individualizada con los principales resultados de la investigación. Este proyecto fue aprobado por el Comité de Ética en Investigación de la Universidade do Vale do Rio dos Sinos (Proceso 052/2005).

Análisis de los Datos

Los datos fueron analizados con el uso del Software estadístico SPSS 15.0 for Windows®. Además del análisis factorial descrito en la sección instrumentos, fueron hechos análisis estadísticas de acuerdo com los objetivos del estudio. La influencia de las dimensiones del amor sobre la satisfacción en las relaciones fue hecha a través de correlación de Pearson y regresión lineal múltiple. Para hacer las comparaciones de género y de orientación sexual, fue utilizada una prueba t de Student, al paso que las comparaciones de por tipo de habitación y de relación fueron hechas a través de análisis de varianza. Algunos datos fueron analizados con toda la muestra, otros consideraron sólo los participantes involucrados en relaciones, en otros se compararon participantes involucrados en una relación con no involucrados.

El análisis transversal no utilizó ninguna estadística inferencial, todavía trató la variable tipo de relación como ordinal. Infiriéndose una perspectiva temporal, los tipos de relación fueron agrupados de acuerdo con un orden en la cual pueden ocurrir dentro de la relación. Por ejemplo, en el caso de una persona que posee uno(a) amigo(a) del sexo opuesto. Esta persona comienza a sentirse atraída por este(a) amigo(a), convirtiendo su amistad en un amor platónico. Después, este amor platónico se concretiza, y la pareja comienza a experimentar una relación eventual. Conforme esta relación va intensificándose, la pareja entra en una fase en la cual no sabe si ya inició el enamoramiento (categorizado como "inicio del enamoramiento") y, finalmente, co-mienzan el enamoramiento. El enamoramiento se transforma en noviazgo, culminando en la boda, generando hijos(as). En algún momento, la pareja puede decidir terminar la relación, aunque quedando algo de amor.

 

Resultados

Con relación al género, no fue encontrada diferencia significativa en ninguna de las tres dimensiones. La Figura 1 muestra que los niveles de amor son semejantes para los hombres y mujeres (líneas). Sin embargo, las barras del gráfico muestran que existe una pequeña diferencia entre hombres y mujeres involucrados (as) en relación y hombres y mujeres que se basaron en un amor no real (platónico o una antigua relación) para responder al instrumento. La diferencia de género de los(as) participantes que respondieron a la escala basadas en un amor platónico o en una antigua relación fue significativa para las dimensiones de la pasión (t = 2,127; gl = 26,640; p < 0,05) y de la decisión/compromiso (t = 2,919; gl = 26,999; p < .01).

 

 

Otro problema de investigación fue la influencia de los tres vértices del triángulo del amor en la satisfacción en la relación. En un primer análisis de regresión lineal múltipla (método Enter), con todos los(as) participantes, se verificó que la intimidad (b = 0,509, p < .001) y la decisión/compromiso (b = 0,366, p < .001) poseen una fuerte influencia en la satisfacción en la relación. La pasión entró en el modelo de manera negativa (b = - 0,142, p < .01), indicando que la satisfacción en la relación puede disminuir con el aumento de la pasión. Este modelo fue significativo (F = 136,700, gl = 3, p < .001) y explicó un 54,2% de la varianza total de la satisfacción.

El análisis de regresión fue repetida sólo para aquellos sujetos envueltos en alguna relación. Este modelo también fue estadísticamente adecuado (F = 60,980, gl = 3, p < .001, R2 = 44,1). Así como las otras dos dimensiones, la pasión contribuyó positivamente y significativamente en la explicación de la variación de la variable dependiente (satisfacción en la relación). La dimensión de la intimidad es aquella que más contribuye (b = 0,312, p < .001) para la satisfacción en la relación, seguida por la pasión (b = 0,267, p < .01) y por el compromiso (b = 0,169, p < .05). Ambos análisis son presentados en la Tabla 1.

 

 

Fueron hechos análisis comparando las dimensiones del amor para cada tipo de relación (mismo siendo un estado legar de una relación romántica, la boda es tratada como un tipo de relación). A pesar del bajo número de participantes en algunos grupos, se encontró un resultado significativo en el análisis de varianza para las tres dimensiones, una vez que la varianza dentro de los grupos fue bastante inferior a la varianza entre los grupos. La Tabla 2 presenta las medias de cada grupo, a través de las cuáles se puede percibir donde ocurrió esta diferencia. Los(as) participantes que respondieron a la ETAS con relación al padre o la madre poseen índices de intimidad (M = 7,45; SD = 1,29) y decisión/compromiso (M = 7,64; SD = 9,14) elevados si son comparados con la dimensión de la pasión (M = 2,53; SD = 1,12). La Tabla 2 también presenta los índices elevados de intimidad (M = 7,76; SD = 0,79) y pasión (M = 7,58; SD = 1,25) de participantes que respondieron al cuestionario con relación a un amante.

Otro aspecto de la Tabla 2 es el hecho de que existe diferencia en los niveles de amor en las tres dimensiones con relación al hecho de estar o no viviendo con el (la) compañero(a). A pesar de haber sido encontrado un resultado significativo en el análisis de varianza, la aplicación de una prueba post hoc (Tukey) mostró que las diferencias significativas están presentes en el grupo que no posee relación cuando es comparado con los demás. A pesar de eso, se puede percibir que los niveles más altos en las tres dimensiones se encuentra en el grupo que vive parte del tiempo con el(la) compañero(a).

 

 

Con relación a los análisis de género y orientación sexual, no fue encontrada ninguna diferencia significativa. Las medias de hombres y mujeres en las tres dimensiones del amor de hecho son bastantes próximas. Sin embargo, las diferencias entre homo y heterosexuales fueron mayores en las dimensiones de la intimidad y de la decisión/compromiso. En este caso, se puede atribuir el hecho de que no hubieran sido encontradas diferencias significativas al bajo número de homo y bisexuales en la muestra. Todavía, las diferencias pueden venir del acaso. No se puede olvidar que poner homo y bisexuales son dos grupos distintos, y talvez la junción de los datos sea problemática. Por este motivo, no descartando la hipótesis de que haya ocurrido algún sesgo en los puntajes, se sugiere que esta cuestión sea mejor investigada con una metodología más adecuada a la variable orientación sexual.

A pesar de que tratemos el tipo de relación como una variable categórica en la Tabla 2, podemos tratarlo como variable ordinal. La Figura 2 muestra una relativa linealidad en la evolución del sentimiento de amor. Las tres dimensiones del amor poseen patrones seme-jantes al largo de todas las fases de la relación. Sin embargo, en las fases iniciales, la dimensión de la decisión/compromiso aparece con puntajes inferiores a los de las otras dimensiones, siendo de más elevada (aunque con una pequeña diferencia) entre los(as) participantes novios(as) y casados(as).

En la fase de inicio de la relación, se puede percibir que existe un patrón no lineal entre el amigo(a) del sexo opuesto y el amor platónico. Conforme a lo esperado, la relación de amistad es caracterizada por la dimensión de la intimidad como la principal dimensión. Ya en el amor platónico, la dimensión de la intimidad es más baja que en la relación de amistad, con miras a que esta es una relación caracterizada por la distancia. Así, la dimensión de la pasión es nítidamente más elevada que las otras dimensiones en individuos que respondieron a la escala basados en un amor platónico. Sin embargo, no es muy clara la evolución de una relación de amistad a una de amor platónico.

A través de esta perspectiva temporal, se puede percibir a los(as) participantes novios(as), novios(as) y casados(as) que poseen las tres dimensiones del amor en niveles bastantes prójimos, inclusive con bajo error estándar de la media. En el inicio de las relaciones, las tres dimensiones aparecen de manera más difusa. La Figura 2 aún sugiere que la dimensión de la Decisión/Compromiso es aquella que más tarda a desarrollarse, mientras la pasión mantiene puntajes elevados ya en las fases iniciales de la relación.

 

 

Discusión

A pesar de haber algunos estudios que hicieron lo mismo (Hendrick & Hendrick, 1989) este estudio posee la particularidad de haber hecho una aplicación colectiva de la escala. Los diversos estudios del área (Chojnacki & Walsh, 1990; Hernandez, 1999; Lemieux & Hale, 1999, 2000; Sternberg, 1997; Yela, 1996, 1997) aplicaron lo(s) instrumento(s) sólo con personas que estaban viviendo una relación. A pesar de los ítems de la ETAS que con-tengan frases aparentemente dirigidas para personas envueltas en relaciones, este estudio indica que la ETAS puede ser aplicada en prácticamente toda la población con finalidades investigativas. Y el análisis transversal de los datos fue facilitada por el hecho de la muestra de que este estudio haya participantes no involucrados en relaciones.

Otro problema de la aplicación de la escala solamente en participantes involucrados en una relación es la dificultad en realizarse análisis factoriales (Cassepp-Borges & Teodoro, 2007; Chojnacki, & Walsh, 1990; Hernandez, 1999). Conforme puede ser visto en la Figura 2, las personas involucradas en relaciones poseen puntajes semejantes en las 3 dimensiones del amor, y la diferencia entre los vértices del triángulo es más marcada en personas no involucradas en relaciones. La semejanza entre los vértices en parejas levantó la sospecha de que el amor fuera unifactorial, pero la independencia de los 3 factores fue obtenida a través de la reducción de ítems y es más fácilmente observada en muestras no involucradas en relaciones. Hendrick y Hendrick (1989) encontraron una interdependencia entre los factores en americanos no casados, sin embargo utilizaron la versión completa de la ETAS.

El análisis de regresión muestra que cada dimensión del amor contiene una parte de explicación en la satis-facción en las relaciones. A pesar de que los factores sean muy correlacionados (Chojnacki & Walsh, 1990; Hendrick & Hendrick, 1989; Hernandez, 1999; Lemieux & Hale, 2000; Sternberg, 1997), cada factor ofrece su explicación única. El hecho que términos como la pasión contribuyendo negativamente en el primer modelo pre-sentado puede ser explicado por la presencia de sujetos con fuerte pasión, pero sin estar viviendo una relación con el objeto de su pasión, sintiéndose así insatisfechos. Este tipo de situación es más común en el sexo masculino. Sin embargo, la correlación entre la pasión y la satis-facción es positiva (r = 0,336, p < .001). Se cree que la parte de la pasión que se correlaciona con la satisfacción también se correlaciona con la intimidad y con La Deci-sión/compromiso. La parte "pura" de la pasión es aquella que entró negativamente en el modelo de regresión.

Los datos disponibles en la literatura hacen una com-paración lineal del tipo de relación (Sternberg, 1997). Todavía, es posible pensar en ordenar los tipos de relación. Muchas veces, algunas etapas pueden ser ignoradas o aún alternadas. No es necesario tener una relación de amistad o de un amor distante para que se inicie la relación. De la misma forma, no es necesario haber una boda para que haya la separación. La mayoría de las relaciones de amistad con alguien del sexo opuesto no se transforma en enamoramiento, y muchos enamora-mientos no se hacen bodas. Así, la caída en los niveles de amor presentada a finales de la Figura 2 no debe ser interpretada con pesimismo, pues las relaciones pueden durar hasta el fin de la vida de las personas involucradas en ella.

Estos datos temporales siguen una perspectiva transversal, por lo tanto no poseen el poder de explicación de datos longitudinales, que serían los ideales para investigar la evolución del fenómeno del amor al largo del tiempo. Sin embargo, nuestra búsqueda de artículos no encontró en la literatura disponible ningún estudio longitudinal con La Teoría Triangular del Amor de Sternberg (1986), probablemente debido a las dificultades en rea-lizarse este tipo de estudio. Con relación a estudios trans-versales, el estudio de Yela (1997) construyó un gráfico semejante a la Figura 2, sin embargo colocó en el eje de las abscisas el tiempo de relación. Esta tentativa también fue realizada por este estudio, pero las curvas encontradas fueron bastante difusas. Pero, colocar el tipo de relación en el eje de las abscisas mostró este patrón semejante a la normalidad, y es la forma de gráfico sugerida para estudios posteriores que recojan investigar la evolución del amor, inclusive longitudinales. Lemieux y Hale (2002) también obtuvieron un patrón más lógico de las líneas trabajando con el tipo de relación en el eje de las abscisas. Así, aparentemente, el tiempo de relación no es algo que influencia tanto en la percepción del amor, importando la manera como las personas construyen esta relación.

Es importante resaltar que este estudio sólo presenta medias agrupadas por tipo de relación. No se está afirmando que diferentes personas tendrán el máximo de su sentimiento de amor en determinada fase. Existe aún la limitación del bajo número de participantes en algunas agrupaciones de tipos de relación. Aunque la sugerencia sea de realizarse estudios longitudinales, próximos estudios transversales deberán tener más sujetos en estos grupos. Este estudio aún tuvo muchos participantes jóvenes. Se cree que eso hizo que la curva presentada no presentara una simetría perfecta, pues posee más participantes en el inicio de ella.

Este estudio ofrece algún soporte empírico a las hipótesis de Sternberg (1986) con relación a la evolución de las dimensiones del amor. De acuerdo con la descripción del autor, la pasión es aquella dimensión que tiene el inicio más rápido, sin embargo tiende a ser efímera. Es interesante notar que la pasión es nítidamente la dimensión con puntajes más elevados en individuos que respondieron al instrumento basándose en un amor platónico o en una relación terminada. En el sentido inverso, el compromiso es una dimensión baja en las fases iniciales de la relación, pero que aparenta ser sólidamente construida a lo largo del tiempo. La intimidad, es descrita por Sternberg como una curva normal. Cabe resaltar que los gráficos de Sternberg fueron construidos en la fase de formulación de la teoría, sin ningún soporte con investigaciones en humanos. No fue encontrada en la literatura ninguna tentativa de validarlos en muestras humanas con excepción a la de Yela (1997) y de Lemieux y Hale (2002). La evolución de la pasión en esta muestra brasileña, sin embargo, se mostró bastante diferente a lo de la muestra española (Yela, 1997). Las tres dimensiones, todavía, evolucionaron de manera muy similar a la muestra estadounidense (Lemieux & Hale, 2002), probablemente por que el método también fue similar al del presente estudio.

El amor, como objeto de estudio de la ciencia, merece ser un sentimiento más investigado metodológica-mente. El amor no debe ser estudiado como un fenómeno relativo sólo a parejas, sino inherente a todas las personas. Los avances en la medición de este sentimiento y en la comprensión temporal de este fenómeno aún son incipientes, pero estudios como este pueden auxiliar la comunidad científica a comprender cada vez mejor los sentimientos antes restringidos a poetas o filósofos. Estos datos pueden estimular la realización de otras investigaciones para identificar las peculiaridades del amor de cada parte de la población latino-americana.

 

Referencias

Amélio, A. (2001). O mapa do amor. São Paulo, SP: Gente.

Aron, A., & Westbay, L. (1996). Dimensions of the prototype of love. Journal of Personality and Social Psychology, 70, 535-551.

Buss, D. M. (1989). Sex differences in human mate preferences: Evolutionary hypotheses tested in 37 cultures. Behavioral and Brain Sciences, 12, 1-49.

Cassepp-Borges, V., Balbinotti, M. A. A., & Teodoro, M. L. M. (in press). Tradução e validação de conteúdo: Uma proposta para a adaptação de instrumentos. In L. Pasquali (Ed.), Instrumentação de avaliação do comportamento humano: Fundamentos e aplicação. Porto Alegre, RS: Artmed.

Cassepp-Borges, V., & Teodoro, M. L. M. (2007). Propriedades psicométricas da versão brasileira da Escala Triangular do Amor de Sternberg. Psicologia: Reflexão & Crítica, 20, 513-522.

Chojnacki, J. T., & Walsh, W. B. (1990). Reliability and concurrent validity of the Sternberg Triangular Love Scale. Psychological Reports, 67, 219-224.

Comité de Ética en Investigación de la Universidade do Vale do Rio dos Sinos. (2005). Resolução 052 de 22 de novembro de 2005. São Leopoldo, RS: Autor.

Conselho Nacional de Saúde. (1996). Resolução 196 de 10 de outubro de 1996. Brasília, DF: Autor.

Engel, G., Olson, K. R., & Patrick, C. (2002). The personality of love: Fundamental motives and traits related to components of love. Personality and Individual Differences, 32, 839-853.

Hendrick, C., & Hendrick, S. S. (1989). Research on love: Does it measure up? Journal of Personality and Social Psychology, 56, 784-794.

Hernandez, J. A. E. (1999). Validação da estrutura da Escala Triangular do Amor: Análise fatorial confirmatória. Aletheia, 9, 15-25.

Hernández-Nieto, R. A. (2002). Contribuciones al análisis estadístico. Mérida, Venezuela: Universidad de Los Andes.

Lee, J. A. (1977). A typology of styles of loving. Personality and Social Psychology Bulletin, 3, 173-182.

Lemieux, R., & Hale, J. L. (1999). Intimacy, passion and commitment in young romantic relationships: Successfully measuring The Triangular Theory of Love. Psychological Reports, 85, 497-503.

Lemieux, R., & Hale, J. L. (2000). Intimacy, passion and commitment among married individuals: Further testing of the Triangular Theory of Love. Psychological Reports, 87, 941-948.

Lemieux, R., & Hale, J. L. (2002). Cross-sectional análisis of intimacy, passion and commitment: Testing the assumptions of the Triangular Theory of Love. Psychological Reports, 90, 1009-1014.

Martson, P. J., Hecht, M. L., Manke, M. L., McDaniel, S., & Reeder, H. (1998). The subjective experience of intimacy, passion, and commitment in heterosexual loving relationships. Personal Relationships, 5, 15-30.

Masuda, M. (2003). Meta-analyses of love scales: Do various love scales measure the same psychological construct? Japanese Psychological Research, 45, 25-37.

Reis, B. F. dos (1992). O amor à luz da Psicologia científica. Psicologia: Reflexão & Crítica, 5, 23-40.

Reis, B. F. dos (1995). Uma escala de atitudes frente a relações afetivas estáveis. Psicologia: Teoria e Pesquisa, 11, 67-71.

Rubin, Z. (1970). Measurement of romantic love. Journal of Personality and Social Psychology, 16, 265-273.

Sánchez Aragón, R. (2007). Pasión romántica: más allá de la intuición, una ciencia del amor. México, DF: Miguel Ángel Porrúa.

Serrano Martinez, G., & Carreño Fernandez, M. (1993). La teoría de Sternberg sobre el amor. Análisis empírico. Psicothema, 5(Suppl. 1), 151-167.

Sternberg, R. J. (1986). A triangular theory of love. Psychological Review, 93, 119-135.

Sternberg, R. J. (1988). The triangle of love. New York: Basic Books.

Sternberg, R. J. (1997). Construct validation of a triangular love scale. European Journal of Psychology, 27, 313-335.

Sternberg, R. J., & Grajek, S. (1984). The nature of love. Journal of Personality and Social Psychology, 47, 312-329.

Yela, C. (1996). Componentes básicos del amor: algunas matizaciones al modelo de Sternberg. Revista de Psicología Social, 11, 185-201.

Yela, C. (1997). Curso temporal de los componentes básicos del amor a lo largo de la relación de pareja. Psicothema, 9(1), 1-15.

 

 

Received 01/10/2007
Accepted 23/03/2008

 

 

Vicente Cassepp-Borges. Psicólogo. Mestrando em Psicologia Social, do Trabalho e das Organizações (PSTO) pela Universidade de Brasília (UnB).
Maycoln Leôni Martins Teodoro. Psicólogo e mestre em Psicologia Social pela Universidade Federal de Minas Gerais. Doutor em Psicologia da Família e do Desenvolvimento pela Albert-Ludwigs-Universität Freiburg. Professor adjunto do Programa de Pós-Graduação em Psicologia Clínica e do Curso de Psicologia da Universidade do Vale do Rio dos Sinos.
1 Dirección: Universidade de Brasília, LabPAM, Campus Universitário Darcy Ribeiro, ICC ala Sul, Brasília, DF, Brasil, CEP 70910-900. Tel.: (61) 3307 1114; Fax: (61) 3307 1114. E-mail: cassepp@gmail.com
2 Trabajo ganador del Premio Estudiantil de Pregrado de la Sociedad Interamericana de Psicología, em 2007. Los autores agradecen a Marcelo Urra por la revisión de español del artículo.Versão em português pode ser obtida através de solicitação aos autores.